Magisterio: renovarse o morir

hoy.es

El 90% de los docentes de primaria de la región afirma que lo aprendido durante la carrera «poco o nada» se corresponde con la realidad de la escuela

El problema está en la raíz. Quien debe enseñar no es
bien enseñado. Los alumnos de la Facultad de Educación no reciben la
formación adecuada para ejercer como maestros con éxito: les faltan
horas prácticas y cuando llegan a la escuela se dan cuenta de que poco
de lo que han aprendido durante los años de carrera les ayuda. Además,
se encuentran con el hándicap de tener que trabajar con las TIC
(Tecnologías de la Información y la Comunicación), herramientas a las
que todavía no le ven el beneficio. Y son problemas que, actualmente,
afectan a todas las generaciones de docentes que conviven en los
centros extremeños de enseñanza Primaria.

Al menos, ésos son los resultados del trabajo de
investigación llevado a cabo por la asociación pedagógica ‘La Tiza’, un
colectivo que agrupa a unos 800 educadores de Primaria y Secundaria de
toda la región. Su labor ha consistido en repartir un cuestionario por
66 colegios de Extremadura ubicados en diversos puntos de la geografía,
desde Badajoz capital hasta la comarca rural de La Siberia, para hacer
un análisis de las cuestiones que preocupan a los maestros hoy en día.
Un total de 426 docentes, con edades comprendidas entre los 25 y los 65
años han respondido a las preguntas de ‘La Tiza’, que tenían como
objetivos concretos conocer las carencias y propuestas de mejora del
profesorado y el grado de formación, aceptación y utilización de las
TIC.

La conclusión más llamativa del estudio es que el 90,5%
de los enseñantes de Primaria opinan que «lo aprendido en la carrera
poco o nada se corresponde con lo que se exige y necesita actualmente
la escuela». Esto provoca «un sobresfuerzo en preparación y aprendizaje
y que algunos compañeros se sientan en desventaja con otros, a la vez
que surgen sentimientos de cierta ansiedad o frustración».

Otro de los datos curiosos es que si bien los maestros
no se oponen a las nuevas tecnologías e incluso creen que pueden ayudar
a mejorar su trabajo con los alumnos, la mayoría de ellos no las
utiliza porque no tiene tiempo para ello y además porque no ha recibido
la formación necesaria. «Algunos también se quejan de que no disponen
de un ordenador en el aula, por lo cual es imposible», apunta el
presidente de ‘La Tiza’, el pacense Eduardo Fernández León.
Para solucionar, en cierto modo, esta desventaja, la
Administración regional lleva a cabo diversos cursos de aprendizaje de
las TIC. No obstante, aunque el 85% del profesorado ha recibido alguno
de estos seminarios, casi el 60% afirma que de poco les ha servido,
puesto que siguen sin saber manejarse «poco, casi nada o nada» con las
nuevas tecnologías. Por ello, proponen «que los cursos sean en el
propio centro y que haya más prácticas y continuidad de los mismos»
para no olvidar lo aprendido…

«Nuestra conclusión, a grandes rasgos, es que se echan
en falta especialistas en TIC en las escuelas, un ordenador por aula y
que las familias dispongan también de ordenador y conexión a Internet
en casa», apostilla Fernández León.

Página web de la asociación pedagógica ‘La Tiza’

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s